sábado, 6 de octubre de 2007

Leyéndote a ti mismo. Segunda Parte.


¡Hola queridos Héroes! Hoy, un poco más sobre el uso del diario. La razón por la que he decidido hacer un nuevo post sobre este tema, es porque he recibido preguntas y comentarios en los que me piden aclarar algunos puntos. Concretamente, aprovecharé un comentario que recibí a la primera entrega de Leyéndote a ti mismo, en el que me hacen algunas preguntas que responderá para aclarar un poco más cómo es eso del uso de los diarios y sus funciones en nuestro crecimiento personal. Las preguntas del comentario de Juan dicen:

¿Por qué empezaste a escribir a partir del 5 de octubre?

La razón por la que empecé a escribir el 5 de octubre es porque sí. Así es, simplemente me asaltó el deseo de escribir, sentí la necesidad de elaborar aspectos que en mi vida estaban presentándose y exigían de mi parte algo de atención. Apenas terminé de escribir sobre el primer día, decidí que era un ejercicio que haría de ahora en adelante (por coincidencia hoy estoy cumpliendo 4 años de escritura constante.

¿Qué tipo de soporte recomendarías? ¿Pueden ser digitales? ¿Documentos de Word, etc.?

Recomiendo cualquier soporte. Usen la técnica con la que más cómodos se sientan, ya que el diario es un instrumento personalizado. Los primeros diarios que hice, en mi época adolescente, fueron en un cuaderno y no eran diarios constantes, pero funcionaban. El diario actual lo llevo en Word, lo cual me permite releerlo y corregir el estilo. También me permite tener varias copias para que no se pierda en algún momento. Así que usa el soporte que quieras, con el que mejor te sientas.

¿Cómo se utiliza? Me explico, ¿basta con sólo escribir para "meditar" con uno mismo? y/o si se lee, ¿cuándo hacerlo? ¿Qué partes leer?

Esta es una excelente pregunta, porque me enfrente a ellas al poco tiempo de llevar el diario. La primera semana lo releí y encontré cosas interesantes, así que releer todas las semanas el diario entero. Sin embargo, a medida que fue creciendo, tuve que usar mucho tiempo en ello, así que decidí leerlo en los momentos en que tenía que recurrir a un tema específico o cuando algún momento de mi vida me exigía repasar algo que ya hubiese escrito (para ello, la plataforma de Word es la más recomendable, pues puedes usar las herramientas de búsqueda de palabras).

Hay varias formas en que decides utilizar tu diario. Algunas personas usan responder preguntas específicas como ¿Qué aprendí hoy? ¿Qué decisiones acertadas tomé hoy? ¿En quién trascendí hoy? Y muchas otras más. Puede que estés en un momento de tu vida en el que quieras dejar algún hábito, escribe sobre cómo te fue en el día sin ese hábito… las opciones son muchas. En mi caso lo que hago es que durante todo el día estoy buscando un tema en las cosas que pasan en mi vida, de repente, aparece un tema y escribo sobre ese tema. También escribo sobre momentos significativos del día. Usa tu diario para varios propósitos, pero el objetivo siempre es mejorar.

¿Incluirías gestos (lenguaje corporal)?

Esta es una excelente pregunta y, además una excelente idea. Como dije más arriba, usa tu diario para varios propósitos. En este caso, si quieres mejorar tu lenguaje no verbal o, al menos, entenderlo mejor, la mejor opción es la que estás proponiendo: escribe sobre el lenguaje no verbal tuyo y de los demás. Es una buena forma de conocer a los diferentes tipos de personas, o de agregarle descripciones detalladas a tu diario acerca de las diferentes situaciones.

Para terminar, quiero regalarles unos cuantos tips que poco a poco e ido agregando a mi diario personal y que les pueden servir para comenzar tu diario.

1. Olvida la idea de que el diario es una cuestión de mujeres o de adolescentes. El diario es una herramienta, un recurso para tu crecimiento personal ¡Inícialo ya!
2. Escribe siempre en las noches o en la mañana siguiente si el tiempo no te lo permite.
3. Si te atrasas, tienes dos opciones: desatrasarte día por día o simplemente retomar en el día que retomaste (yo he usado las dos)
4. Una buena forma de empezar el diario es escogiendo dos o tres cosas que quieras mejorar, así, tendrás tema asegurado; con el tiempo nacerán muchos más temas. Alguna vez escuché en una conversación de pasillo que siempre hay sobre qué escribir. ¡Y así es!
5. Es posible que algunos días no sientas las ganas o la necesidad de escribir: esos días son los que te garantizan crecimiento, pues te obligarás a ti mismo a escribir y a llevar una disciplina.
6. Si no eres de las personas que les gusta pasar tiempo escribiendo, simplemente relata lo más importante de tu día.
7. Trata de no enfrascarte en situaciones negativas, cuando las menciones que sea para subrayar el aprendizaje que viene de dicha situación.
8. Si quieres, lo puedes compartir con alguien de confianza. Así podrás recibir opiniones o puntos de vista acerca de tus pensamientos.
9. Ponle un título.
10. Haz relecturas de tu diario. Un buen ejercicio es ir a una parte cualquiera del escrito al azar; descubrirás cosas que han cambiado, que persisten y además recordarás las situaciones que te han ido forjando.
11. Si vas a dejarlo de hacer. Escribe una despedida, ciérralo para que no tengas la sensación de que algo quedó inconcluso.

Todo esto es producto de mi experiencia con mi diario personal. Son técnicas que me han funcionado mucho y me ha ayudado mucho en el conocimiento de mí mismo. Ha sido un verdadero placer compartir estos dos últimos post.

Si tienes algún comentario, experiencia, sugerencia u opinión que quieras compartir acerca de la idea del diario, Proyecto Héroes está a tu disposición.

¡En busca del Héroe Interior!

3 comentarios:

Juan dijo...

Primeramente quiero darte las gracias por responder a las preguntas que te dejé en el anterior post, espero que les hayan sido útil a los lectores.

A los puntos que has comentado le añadiría lo siguiente:
- Al soporte (después de escribir la pregunta reflexioné), aparte del digital, en papel también tiene sus ventas, es más personal, se pueden añadir recortes, hacer dibujos, y ojearlo más rápido. Mientras que el digital es más fácil encontrar algo, y de organizar.
- Al contenido, se podría escribir sobre Objetivos a corto y largo plazo, y hacer un seguimiento de sus consecuciones o fracasos, será de utilidad verlo desde otro punto de vista, saber que ir mejorando para llegar a nuestra meta.

Y para terminar quiero felicitarte (creo que aún no lo he hecho) por el blog, y la labor que pones en ello, y la idea de escribir sobre "El Diario", una herramienta muy útil pero que apenas la usamos.

Anónimo dijo...

Hola mi querido Dr. Phyloel...sabes estoy de acuerdo con esta propuesta que haces, es una de las mas sanas costumbres el que podamos releernos de vez en cuando, de ésta forma vemos cuanto hemos avanzado o si nos hemos encasillado también, en fin es un recurso por demas excelente..Sintamonos agradecidos por esta invitación y demos rienda suelta a ese héroe escritor-lector...
Gracias
BC.

Fernando dijo...

Hola Dr. Phyloel :

Que Grata Sorpresa compartir esta propuesta con nosotros, les cuento que opte por ella de manera casual cuando me regalaron una Agenda en la etapa colegial, empece escribiendo como todos, a estas horas hacer esta cosa y esta hora hacer aquello, luego fui personalizando mis páginas con dibujos, pensamientos, reflexiones, cosas a hacer etc, escritas con lapicero, lapiz , plumones, liquid paper, etc. luego amigos escribian cosas de esa manera no sólo era una agenda diario simple, sino se convirtió en MIS DIARIOS por ello cobraron importancia.

Por ejemplo:

El día de mi examen de Admisión a la Universidad. La Tensión fue grande y la expectativa mayor y Sólo atiné a poner: "Voy A Ingresar Caraj.."

Al día siguiente puse mi resultado y mi orden de mérito respetable, Despúes de años ,cada vez q veo esas páginas me conmuevo, y vuelvo a creer q todo es posible,


Saludos Cordiales

Fernando Lima-Perú